Archivo febrero, 2011

Un joven saudita que estudiaba ingeniería química en Texas compró sustancias químicas por internet como parte de un plan para ocultar material explosivo dentro de muñecas y cochecitos para niños a fin de destruir represas, plantas nucleares o la casa en Dallas del ex presidente George W. Bush, informó el jueves el Departamento de Justicia.

El sacrificio del preso político cubano Orlando Zapata Tamayo nos compromete a todos. En una época que los pueblos luchan por los derechos humanos en todos los confines del planeta, el regimen cubano está consiguiendo pasar practicamente impune, sin mayores críticas internas o externas a su barbarie totalitaria de izquierda.

La solidaridad con Kaddafi, mientras este enviaba los MIG y los tanques a reprimir, también llegaba desde La Habana. Fidel Castro, escribió, después de alertar sobre una delirante invasión de la OTAN, que “se podrá estar o no de acuerdo con Kaddafi”, pero “habrá que esperar el tiempo necesario para conocer con rigor cuánto hay de verdad o mentira o una mezcla de hechos de todo tipo” en Libia. ¿Se puede estar de acuerdo con Kaddafi? ¿O solamente se lo puede denunciar y condenar?

En uno de mis recorridos por la historia turbulenta de nuestra patria tropecé hace unos días con la letra del Himno de la Universidad de La Habana, escrito por el poeta y dramaturgo Gustavo Sánchez Galarraga, cuya muerte prematura a los 42 años nos arrebató a uno de los espíritus mas sensibles de la literatura cubana. Al igual que otros artistas de su vocación y talento, Sánchez Galarraga tuvo la habilidad de sintetizar el pasado y de vislumbrar el futuro como lo vemos en la estrofa del himno que reproducimos al principio de este artículo. No en balde hay quién ha dicho que los poetas tienen algo de profetas. Y en los cuatro versos de esa estrofa, escritos en medio de la lucha contra la dictadura de Machado, el poeta-profeta describió la angustia en que vivía su alma sensible y vislumbró el trágico futuro de la patria bajo una tiranía que nos llegaría treinta años después.

La oleada represiva contra opositores, por la conmemoración del primer aniversario de la muerte Orlando Zapata Tamayo, en una huelga de hambre, que lo ha convertido en un mártir de la lucha cívica cubana, preocupa a las autoridades, porque con la muerte de Zapata Tamayo la oposición ha recobrado su fuerza moral y espiritual para continuar la lucha por la liberación del pueblo cubano.

El presidente José Mujica sostuvo recientemente que “el campeonato de reparto en América Latina lo ganó largamente Cuba porque repartió como nadie, pero también está pagando las consecuencias y ahora no tiene qué repartir”.

El Consejo de Derechos Humanos de la ONU aprobó este viernes una resolución que solicita a la Asamblea General de Naciones Unidas suspender la participación de Libia en dicho organismo, debido a la violenta represión ejercida por el régimen de Muamar el Gadafi contra el levantamiento popular, informó EFE.

A través de la historia se han escuchado y leído anécdotas de personajes ” célebres ”, conocidos con el sobrenombre de ” Carnicero ”, ejemplos entre tantos y tantos, en la antigua Roma, Nerón, al que se le adjudica el incendio de Roma, un poco más acá en el tiempo otro engendro salió a la luz pública, Joseph Fouché, el Duque de Otranto, personaje camaleónico, cínico y sanguinario a quien en el año 1793 se le ordenó la descristianización en varias provincias de Francia e implantar el terror entre los descontentos con los ” Revolucionarios ” y su directorio, todo bajo el cargo del comité de salud; Lyon sufrió una despiadada arremetida, a cañonazos asesinó a cientos de ciudadanos, por lo que se ganó el apodo de Millitrailleur de Lyon, lo que es lo mismo que ” El Carnicero de Lyon ”;…

La reunión del Consejo sigue a los esfuerzos estadounidenses para recabar apoyo internacional para detener el derramamiento de sangre en Libia, donde fuerzas leales a Muamar Gadafi han luchado contra una rebelión en la que habrían muerto unas 2.000 personas, según estimaciones francesas.

Es costumbre del Consejo Unitario de Trabajadores Cubanos (CUTC) –sindicato independiente- hacer un resumen anual de los problemas fundamentales que afronta la clase obrera cubana en el entorno social donde desarrolla su quehacer, y la manera en que despliega su rol en una sociedad donde los sindicatos no la defiende ni representa.


    

Acerca de este Blog

Pedro Pablo Álvarez Ramos es ex-preso de conciencia de la Primavera Negra de 2003, secretario general del Consejo Unitario de Trabajadores Cubanos (CUTC) y miembro del grupo gestor "Proyecto Varela".

Damas de Blanco Nobel

Contador